Búsqueda personalizada


Hay quien busca el Yoga en el extranjero, en la India, en el Himalaya o en lugares fascinantes... Lo cierto es que no hace falta irse tan lejos. Quédate donde estás, pues el viaje empieza en ti y la búsqueda culmina en ti. Nada hallarás fuera de ti que no se encuentre dentro de ti.



El OM A 432 Hz

Os paso un video que acabo de descubrir: más de una hora cantando el OM a una frecuencia de 432 Hz. Te hará entrar rápido en estado alfa, en estado meditativo. No sé quien es el autor de esta maravilla, pero desde aquí le mando la enohorabuena y le quedo agradecido.





En cuanto al significado del OM, ya quedó explicado en un post anterior (lo puedes ver aquí), pero en lo que se refiere a la vibración de 432 Hz, es algo que he aprendido hoy (nunca te acostarás sin saber nada nuevo), y es curiosa su historia.

Pues resulta que desde 1939, por decreto universal promovidopor el nazi Joshep Goebels, el patrón de afinación de los instrumentos musicales pasó  a ser LA-440 Hz, cuando desde siempre se había afinado en LA-432 Hz. Hoy en día esta afinación sigue vigente (¡en todo el mundo! ¡Toda la música planetaria se afina en La-440 Hz!), cuando numerosos estudios científicos demuestran que la vibración de 432 Hz produce 12 armónicos, y la de 440 Hz sólo 8. Además, 432 Hz es múltiplo exacto de 8 Hz, que es la frecuencia del planeta Tierra (resonancia Schumman, 7.8 Hz), de las ondas alfa del cerebro, y de la doble hélice del ADN. 

En fin, que dicen también que esta es una frecuncia sanadora debido a que equilibra las células de nuestro cuerpo y los hemisferios cerebrales, a la vez que también ejerce un efecto benéfico sobre la Tierra. No sé hasta que punto será cierto todo esto, habrá que investigarlo más. Lo que sí me resulta curioso es esa modificación deliberada de la afinación de los instrumentos musicales, como si se utilizara la música como método de manipulación mental y control de la población. Como si quisieran hacernos más pobres (a nivel vibratorio) para estar más sometidos.

Aparte de todo lo dicho, poneos los auriculares en estéreo y escuchar un rato este hermoso canto del OM a 432 Hz, y ya me contareis si os genera un estado de paz y serenidad, o no.

Reacciones:

1 comentario:


También te interesará: